Emilia y su globo rojo es una historia en blanco y negro, donde el hermoso color lo pone Philippe Amad a través de la ilumimación, llenando de magia una escenografía ya de por sí plagada de una belleza propositiva y provocadora de una real experiencia estética, realizada por los pintores y escenógrafos Alicia Gutiérrez y Eduardo Montes de Oca.
Basada en el cortometraje
The Red Balloon de Albert Lamorisse
Palleti
©2007 Palleti
El momento climático de la obra es acompañado por el asombro y el suspiro inevitable y angustioso del público de todas las edades, que al unísono llena la sala aunque sólo sea por un sólo segundo, para provocar sobre todo en el público infantil, más espontáneo y libre que el público adulto, reacciones sumamente comprometidas y apasionadas.